jueves, 27 de julio de 2017

GAMIFICANDO CON LOS MÁS PEQUES DE PRIMARIA: ESCUELA DE DETECTIVES PRIMERO A


Después de muchos años dando clase, sobre todo, a los mayores (5º y 6º) del cole, este curso he tenido la suerte de trabajar con los más pequeños de primaria, haciendo un apoyo dentro del aula en la clase de 1º A de mi cole. Los niños... maravillosos, una clase muy unida, cariñosos, súper espabilados y muy participativos. La profe, Rosaura... una máquina, he aprendido un montón a su lado este curso y me ha puesto las cosas muuuuuy fáciles.

Aunque el apoyo se hacía para dos niños de la clase con especiales dificultades, desde el principio tuvimos claro que todos lo aprovecharían más si Rosaura y yo trabajábamos como dos maestros dentro del aula que si uno "daba clase" y el otro apoyaba a estos dos adorables merlucillos.

Y así pasó el curso, disfrutando cada día de lo mucho que aprendían los enanos y de lo que nosotros íbamos aprendiendo de ellos. Pero a finales del segundo trimestre teníamos muy claro (en realidad Rosaura lo tuvo claro desde el principio de curso) cuál era el punto débil de nuestros niños... Su capacidad para mantener la atención más de diez minutos era muy escasa.


Y aquí es donde decidimos probar con una experiencia de gamificación que aumentara su motivación para permanecer atentos más tiempo y mejor. Le propuse una idea a Rosaura y le pareció estupendo, y así nació la... "Escuela de Detectives 1º A":


Justo antes de la Semana Santa les dijimos a los niños que teníamos una sorpresa preparada para el tercer trimestre, y que (como "deberes" de vacaciones) tenían que ver pelis, series, leer libros, preguntar a los mayores... todo lo que pudieran sobre detectives. Y así lo hicieron, hasta alguno se trajo a clase su lupa el primer día...

La presentación del primer capítulo fue espectacular: habíamos creado tanta expectación, que no se perdieron ni medio detalle. Aquí la tenéis:


Después vino el trabajo de Rosaura repartiendo "lupitas" a diestro y siniestro, hasta que todos tuvieron dos, y pudimos hacer nuestro primer "entrenamiento para niños detective", que salió fenomenal.



Para el siguiente entrenamiento, y el siguiente capítulo, sería necesario conseguir tres lupitas cada uno... Y tardaron muy poco en hacerlo. 

El segundo entrenamiento empezó en el patio, con una búsqueda de pistas por equipos divertidísima. 


Y cuando leímos el segundo capítulo, tocaba resolver "el caso de los atolondrados" por equipos... ¡¡Entre todos lo conseguimos!!



Aquí tenéis el tercer capítulo y el epílogo con el que cerramos nuestra historia:

Espero que os haya gustado y si puede servir de idea para alguien que quiera hacer algo igual o parecido con sus merlucillos, habrá merecido la pena escribir esta entrada. 

A nosotros nos encantó llevarlo a cabo, por lo bien que lo pasamos toda la clase (incluidos los profes) y por lo que mejoró (especialmente en cuanto a motivación) el grupo con la experiencia.

¡¡Un saludo y felices vacaciones!!

Sr. Ruiz